Screen

Profile

Direction

Menu Style

Cpanel

19Noviembre2017

Edición No. 233 Del 19 al 25 de Octubre de 2015

editorialjosevega36

Dos de los principales partidos políticos mexicanos ya escogieron sus respectivos métodos de selección de candidatos a la presidencia de la República, lo que necesariamente obliga a reflexionar sobre quienes de sus precandidatos podrían obtener ventaja del procedimiento seleccionado por cada organización, para ello ofrezco a ustedes una primarias consideraciones a fin de estimular el análisis y la reflexión.

El Partido Acción Nacional (PAN), que gobierna México desde el 2000, elegirá a su candidato presidencial para los comicios de 2012 con una elección en la que únicamente podrán participar militantes y adherentes panistas, no ciudadanos. La decisión fue anunciada este martes por José Espina, presidente de la Comisión Nacional de Elecciones panista. En conferencia de prensa, Espina aseguró que los tres aspirantes a la candidatura presidencial del partido —Josefina Vázquez Mota, Ernesto Cordero y Santiago Creel— se manifestaron de acuerdo con ese método de selección, de acuerdo con lo informado por CNN.

Por su parte, el Consejo Político Nacional del PRI aprobó por unanimidad la elección directa y abierta de militantes y simpatizantes para la elección de su candidato a la Presidencia de la República en los comicios federales del 1 de julio de 2012. Durante los trabajos de este órgano colegiado del Partido Revolucionario Institucional (PRI), el secretario técnico del CPN, Enrique Jackson, dio lectura a la propuesta que presentó el dirigente nacional Humberto Moreira para elegir el mecanismo para designar a su abanderado a ese puesto de elección popular, mismo que fue aprobado, informó la agencia Notimex.

En primer término, demos un recorrido por lo que prestigiadas casas encuestadoras han mostrado como resultado de sus recientes estudios.

Gea–Isa pregunta: ¿Qué partido cree usted que gobierna mejor? La respuesta es que en agosto de 2009 el 30 por ciento consideraba que era el PRI, el 26 por ciento el PAN y el 14 por ciento el PRD. Dos años después el orden no ha cambiado, aunque sí los porcentajes: primer lugar el PRI con el 34 por ciento, el PAN en segundo lugar con el 21 por ciento y el PRD en tercer lugar con el 11 por ciento.

Ante la pregunta: Si tuviera que votar en este momento para elegir presidente de la República, ¿por cuál partido político votaría usted?  Del total de entrevistados, el 38 por ciento lo haría por el PRI, el 21 por ciento por el PAN y el 12 por ciento por el PRD. Al interrogar: ¿Quién le gustaría que fuera el próximo candidato del PAN a la Presidencia de la República? De los encuestados identificados con ese partido, la respuesta se da en dos sentidos, los que se identifican con el PAN y los que son miembros del PAN. La respuesta de los militantes es de 8 por ciento para Ernesto Cordero, 24 por ciento para Josefina Vázquez y 34 por ciento para Santiago Creel.

En el caso de los priistas les gustaría que el candidato de su partido fuese Enrique Peña Nieto con el 80 por ciento del listado, en tanto que el 4 por ciento optaría por Manlio Fabio Beltrones. En el PRD las preferencias de los militantes están a favor de Marcelo Ebrard con el 53 por ciento, seguidas de Andrés Manuel López Obrador con el 34 por ciento.

Al preguntar el Gabinete de Comunicación Estratégica: ¿En su opinión, México tiene que seguir siendo gobernado por el PAN o tiene que gobernar otro partido? La respuesta del 59.8 por ciento es que debe ser otro partido, en tanto que el 27.9 por ciento considera que debe seguir el PAN. ¿Cuál sería? El 64.8 por ciento considera que el PRI debe entrar a la alternancia y el 18.6 que debe ser el PRD.

Ante la pregunta: Si el día de hoy fuera la elección para elegir al próximo presidente de México, ¿por cuál partido votaría? El 40.4 por ciento lo haría por el PRI, el 24.3 por ciento por el PAN y el 11.3 por ciento por el PRD. Al considerar: independientemente del partido que usted quiere que gane, por lo que sabe o ha escuchado, ¿cuál partido cree que es más probable que gane la elección de presidente de México en 2012? La respuesta: 63.8 por ciento el PRI, 15.8 por ciento el PAN y 4.1 por ciento el PRD.

Al indicar: “Le voy a mencionar algunas personas y le voy a pedir que me diga, ¿quién cree que vaya a ser el candidato a presidente de México por el PAN?, el 35 por ciento cree que será Santiago Creel, el 19.9 por ciento Josefina Vázquez Mota y el 7.8 por ciento Ernesto Cordero; en el caso del PRI, frente a la misma pregunta, la respuesta es: 82.3 por ciento  Enrique Peña Nieto y 6.5 por ciento Manlio Fabio Beltrones; en cuanto el PRD, el 52.8 por ciento considera que será Marcelo Ebrard y el 34.9 por ciento Manuel López Obrador.

Al poner a todos los posibles candidatos de los partidos y preguntar: ¿quién le gustaría que fuera el próximo presidente de México? El 36.3 por ciento responde que Enrique Peña Nieto, el 10.6 por ciento Andrés Manuel López Obrador, el 8.5 por ciento Marcelo Ebrard, el 7.1 por ciento Santiago Creel, el 5.3 por ciento Josefina Vázquez y el 1.6 Manlio Fabio Beltrones.

Consulta Mitofsky pregunta la opinión que la población tiene de los partidos políticos y encuentra que para el PAN el 24 por ciento es mala y el 29 por ciento es buena, en el caso del PRI el 17 por ciento es mala y el 37 por ciento es buena, y el PRD tiene 32 por ciento mala y 18 por ciento buena. En este sentido, el saldo del PRI es de 20 puntos positivos, del PAN de cinco puntos positivos y el PRD tiene un saldo negativo de 14 puntos.

La preferencia entre los simpatizantes del PAN por quien deba ser su candidato a la Presidencia de la República es de Josefina Vázquez Mota con 44 puntos, Santiago Creel con 34 puntos y Ernesto Cordero con 9 puntos; en población abierta los porcentajes bajan, pero se mantienen en el mismo orden, 27, 21 y 5 puntos.

En el caso del PRI las preferencias ubican a Enrique Peña Nieto en primer lugar con 87 puntos y muy lejos a Manlio Fabio Beltrones con 9 puntos; en población abierta  descienden las preferencias, pero se mantiene en el mismo orden, 66 puntos para Peña Nieto y 7 para Beltrones.

En el PRD, los militantes otorgan 71 puntos a Andrés Manuel López Obrador y 18 puntos a Marcelo Ebrard Casaubond, aunque la puntuación casi se empata al preguntar a población abierta ya que ésta otorga 32 puntos a López Obrador y 28 a Marcelo Ebrard.

Las preferencias  de los ciudadanos por los partidos políticos, considerando que siempre van juntos el PRI y el PVEM y que la izquierda también vaya unida –PRD, PT y Convergencia (Morena)– es de 40 puntos para el PRI, 19 puntos para el PAN y 17 puntos para el PRD.

El analista Raúl Jiménez Guillén, al revisar las encuestas aquí referidas, concluyó: “Como puede observarse, las tres empresas coinciden en sus resultados de que la población considera: a) que debe darse una alternancia y el partido que entre al quite sea el PRI, b) que los candidatos de los partidos políticos ya están claramente definidos y los que mayor opción tiene son Enrique Peña Nieto por el PRI, Josefina Vázquez/Santiago Creel  por el PAN y Andrés Manuel López Obrador/Marcelo Ebrard por el PRD y c) la expectativa mayor es que el próximo presidente de la República sea Enrique Peña Nieto”.

Como contribución al debate, la revista electrónica “Animal político” en su foro “El Palenque”, propuso como tema de la semana la pregunta ¿Quién gana y quién pierde con la decisión del PAN de seleccionar a su candidato presidencial a través de una elección cerrada? Y estas son las reflexiones que ahí se vertieron:

Javier Garza, Director Editorial del periódico El Siglo de Torreón, señaló: “Creo que con esta decisión van a ganar los que se suponía que iban a perder. Si el CEN del PAN decidió hacer designaciones directas de candidatos al Congreso fue para prensarle las manos a grupos que podrían amañar una elección interna o dividir al partido en estados y ciudades. Pero aún cuando se busque marginar a las tribus locales, serán algunas de estas mismas tribus las que buscarán imponer a sus candidatos en el CEN, por la simple razón de que los dirigentes panistas van a necesitar información sobre los cuadros que quieran postular y para eso siguen dependiendo de los grupos locales que más influencia tienen en la capital. Esto a su vez puede provocar más divisiones por el descontento de los grupos que no serán escuchados”.

Duncan Wood, Director del Programa de la Licenciatura en Relaciones Internacionales y director del Programa de Estudios Canadienses en el ITAM, manifestó: “Desde mi perspectiva, no cambia mucho este arreglo. La verdad es que Josefina y Santiago van ganando por mucho en las encuestas de Mitofsky, etc, tanto entre el público en general como entre los miembros del PAN. Creo que no va dañar mucho a quién gane la candidatura, porque la verdad es que el electorado mexicano no se va a enfocar mucho en el proceso de selección de los candidatos. Para los tres aspirantes del PAN, tienen que asegurar que sus “campañas” internas tienen resonancia para el público más amplio, para que cuando salga el ganador, ya tengan una plataforma que sirve para la elección nacional”.

Juan Ignacio Gil Antón, Director Seguros Corporativos, publicó: “Me parece que aparentemente gana Cordero porque es el único mecanismo por el que tiene alguna oportunidad. Y digo aparentemente, porque si bien de esta manera puede tener la candidatura del PAN, debilita al propio partido y con ello pierde el PAN, ya que disminuyen mucho las posibilidades de ganar la elección, pierde el Presidente también pero sobre todo pierde el México”.

Jorge Chabat, Profesor-Investigador de la División de estudios Internacionales del Centro de Investigación y Docencia Económicas, apuntó: “Creo que es difícil saber a ciencia cierta quién gana o pierde. Seguramente muchos dirán que como Calderón tiene una gran influencia en el PAN, el que gana es su delfín, Ernesto Cordero. Sin embargo, eso depende de si Calderón está dispuesto a apoyar a Cordero con todo para ser el candidato con el gran riesgo de perder la elección.

Una hipótesis alternativa es que Calderón está impulsando a Cordero para darle margen de maniobra a Josefina, para que pueda ser una candidata más fuerte. Si al final el PAN nombra a Josefina Vázquez como candidata nadie podrá decir que fue impuesta por Calderón y ello le permitirá deslindarse más del actual gobierno en su campaña y ser, por lo tanto, una candidata más fuerte. La clave no creo que esté en el método de elección del PAN sino en cuál es la apuesta final de Calderón y creo que ésta es evitar que gane el PRI y AMLO obviamente. Y para ello yo estoy convencido, y las encuestas lo confirman, que quien puede dar más pelea es Josefina”.

José Carreño Figueras, Investigador invitado al Centro de Diálogo y Análisis sobre América del Norte (CEDAN) del Instituto Tecnológico de Monterrey, expresó: “Creo que el principal perdedor será el PAN, o su imagen como partido democrático. Hay una lógica en la idea de que sea una selección de sus miembros, pero el rechazo a la propuesta de lo que sería una primaria abierta da la imagen de un intento de favorecer a un aspirante concreto. De acuerdo con esa interpretación, predominante en la clase opinadora, las aspiraciones de Josefina Vázquez Mota serían las más afectadas y Ernesto Cordero sería el beneficiario. Claro que a nivel de público sería otra cosa”.

Gustavo Alanís Ortega, Presidente y fundador de Centro Mexicano de Derecho Ambiental, opinó: “Dicen los que saben de esto que el que gana es Ernesto Cordero, quien como todos sabemos es el gallo del Presidente Constitucional. Podrá ganar Cordero la interna, pero para como están las encuestas que al día de hoy se han publicado, no tiene nada que hacer frente a Peña Nieto si es que finalmente es el candidato del PRI.

El PAN y el Presidente tendrán que ser muy inteligentes si quieren aspirar a renovar la Presidencia y en consecuencia postular a un candidato que se identifique con la gente, que tenga carisma y popularidad. Alguien en quien la gente tenga confianza y, desde mi muy particular punto de vista, Cordero no cumple con estas y muchas otras características que un candidato ganador debe de tener.

¿Se la va a jugar Calderón sólo porque Cordero es su amigo y, como en los nombramientos al gabinete, porque es al que le tiene confianza? La apuesta es muy alta y las posibilidades de perder también”.

Finalmente, en su cuenta de twitter, el ex presidente del CEN panista, Manuel Espino, Reiteró: la decisión de designar candidatos a legisladores y cerrar elección de candidato presidencial es un paso a la derrota del PAN.

Este es un breve repaso del estado que guarda el ambiente respecto a la selección de candidatos a la presidencia de la República, por supuesto que aún queda mucho por vivir y mucho por leer y escuchar, pero es importante para el análisis y reflexión darle seguimiento puntual a cada uno de los aspirantes y a sus partidos, espero que esta síntesis les sea útil para tal efecto, en aras de que los mexicanos nos interesemos por un tema que nos atañe a todos.

 

José Vega Bautista

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

Twitter @Pepevegasicilia

 



DEJA TU COMENTARIO

Ingresa datos requeridos(*) Código Básico HTML Habilitado

¡Síguenos también en las Redes Sociales!

TwitterFacefooter

twitter Facebook