Screen

Profile

Direction

Menu Style

Cpanel

27Mayo2017

Edición No. 233 Del 19 al 25 de Octubre de 2015

“La libertad, Sancho, es uno de los más preciosos dones que a los hombres dieron los cielos; con ella no pueden igualarse los tesoros que encierran la tierra y el mar: por la libertad, así como por la honra, se puede y debe aventurar la vida.” Miguel de Cervantes Saavedra

 

Hace unos días, se discutieron y aprobaron en la Cámara de Diputados reformas a los artículos 19, 20 y 73 de la Constitución, en materia de trata de personas, por 378 votos a favor, 3 en contra y 1 abstención, esta última la mía.

De manera general estas reformas buscan: que los inculpados por el delito de trata de personas no puedan salir bajo fianza; establecer como garantía de las víctimas de este delito, el resguardo de su identidad y datos personales; así como facultar al Congreso para expedir una ley general sobre la materia.

Aunque este no es un problema nuevo, sino una práctica milenaria que se ha realizado en todas épocas y culturas, la trata de personas se ha consolidado como una modalidad contemporánea de la esclavitud y como una forma extrema de violencia, principalmente en contra de mujeres y niños, pues no sólo viola sus derechos fundamentales, sino que favorece a la descomposición del tejido social, afecta la salud pública, permite la diversificación del crimen organizado, fomenta el lavado de dinero, el aumento de la corrupción y viola leyes e instrumentos internacionales en materia de explotación sexual, trabajo, migración, derechos humanos y otras.

Uno de los principales factores que favorecen este delito, es que México se ha convertido en un país de origen, tránsito y recepción de migrantes pues aún y cuando las autoridades federales no cuenten con cifras al respecto, anualmente transitan por territorio mexicano, miles de migrantes irregulares que se dirigen hacia estados unidos procedentes de Centroamérica, a los cuales se suman los migrantes mexicanos indocumentados que tratan de cruzar la frontera norte y que son víctimas potenciales de la trata de personas.

Estoy de acuerdo, que debe analizarse y atenderse con seriedad este problema, sin embargo considero que, ni expedir una ley general sobre la materia, ni elevar a nivel constitucional este tema, nos va a dar las herramientas necesarias para contrarrestar este delito.

Convertir a nuestra Constitución en un catálogo de delitos, no soluciona el problema, sobre todo, cuando en México no contamos con indicadores que nos permitan cuantificar la magnitud de este delito, ni mucho menos con una política pública eficaz que atienda a las víctimas de este delito, las cuales, según diversos organismos ciudadanos asciende a más de 20 mil personas al año.

En 2007, México promulgó una Ley para prevenir y sancionar la trata de personas, pese a ello miles de mujeres, niñas, niños y adolescentes principalmente, son víctimas de este delito, de manera particular con fines de explotación sexual y laboral. Por ello, estoy convencida que no podemos pretender ahora promulgar una Ley General, cuando la normatividad ya existente no ha sido operada de manera escrupulosa y sometida a una evaluación para determinar su impacto y efectividad.

Es importante también referir que el artículo 1 de la Constitución prohíbe la esclavitud en todas sus modalidades y en todo caso, en ese precepto donde debiera abordarse el tema de trata de personas.

Me abstuve en la votación de ese dictamen, porque estoy convencida que el reconocimiento constitucional de este problema no restituye los derechos humanos de las víctimas de este delito, no resuelve la raíz del problema y no ofrece a los ciudadanos la certeza jurídica y la seguridad que requieren para el desarrollo óptimo de sus familias.

En mi opinión, debemos partir de un diagnóstico de las deficiencias del marco normativo actual, para entonces reformar de manera precisa aquellos puntos que nos permitirán crear condiciones óptimas para atender este grave problema.

En segundo lugar, debemos abatir los altos índices de corrupción que existe en los diferentes niveles de gobierno, pues esta es una de las causas principales que contribuye a la comisión de este delito y particularmente a que las víctimas padezcan también de violencia institucional.

De igual manera, México debe implementar una política migratoria que tutele los derechos humanos de quienes transitan legal o ilegalmente por nuestro país, de lo contrario, estaremos fomentando las mismas conductas de las que nuestros paisanos son víctimas en la frontera con Estados Unidos.

Finalmente, debemos emprender acciones en materia de prevención social de la violencia y la delincuencia, así como expedir una Ley de Atención a Víctimas del Delito para garantizar la adecuada atención psicológica, social y legal de las víctimas de este delito que causa graves impactos a nivel emocional, personal y social.

Sin lo anterior, de nada servirá agravar las penas, pues en la mayor parte de los casos, este delito jamás se denuncia y quienes lo padecen se convierten en víctimas invisibles sin que el estado haga nada por tutelar sus derechos fundamentales.

Alma Carolina Viggiano Austria

Presidenta de la Comisión de Desarrollo Metropolitano e Integrante de la Comisión de Justicia en la Cámara de Diputados

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

www.caroviggiano.org

twitter @caroviggiano



Carolina Viggiano Austria

"Es abogada por la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo y tiene especialidades en las materias civil, procesal civil y mercantil en la Ciudad de México, así como diversos diplomados en la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo y en el Centro de Investigaciones y Docencia Económica (CIDE). Ha sido secretaria general del PRI en Hidalgo y coordinadora estatal de campaña de Miguel Ángel Osorio. Anteriormente ha sido Diputada Local por el Distrito XV y Diputada Federal por el 01. Fue la primera mujer en presidir el Tribunal Superior de Justicia de Hidalgo; fue integrante fundadora del Consejo de la Judicatura del Poder Judicial. Fue coordinadora estatal de la Comisión Interinstitucional para el Nuevo Sistema de Justicia Penal en Hidalgo; secretaria de Planeación y Desarrollo Regional, secretaria de Desarrollo Social en la misma entidad y Diputada Federal en la pasada Legislatura LXI."

SITIO WEB www.caroviggiano.org

Social Profiles

DEJA TU COMENTARIO

Ingresa datos requeridos(*) Código Básico HTML Habilitado

¡Síguenos también en las Redes Sociales!

TwitterFacefooter

twitter Facebook