Screen

Profile

Direction

Menu Style

Cpanel

30Abril2017

Edición No. 233 Del 19 al 25 de Octubre de 2015

Las referencias a la idea de la “transformación” pienso que fue lo más relevante del Primer Informe de Gobierno del presidente Enrique Peña Nieto. Estuvo presente a lo largo del texto, pero de manera específica al arranque y final del mismo.

El Presidente volvió a insistir en que su gobierno no sólo quiere administrar, sino que se propone transformar al país. En ese marco planteó que desde el primer día de su gestión se enfrentó con el dilema de seguir con la inercia de las cosas o tratar de cambiarlas.

Asumió también que la transformación, que es la idea central de su gobierno, implica dificultades y se enfrenta a resistencias y miedos que resultan naturales para aquellos sectores de la sociedad, cada vez menores, que se niegan al cambio.

En la parte final de su mensaje volvió a retomar la idea de la transformación y la necesidad de impulsar cambios de fondo, para enfrentar los desafíos que tiene el país que implica, eso también dijo, ser audaces y romper ataduras.

La trasformación que requiere el país, así lo planteó, está relacionada con seguir el camino de las reformas planteadas en el marco del Pacto por México. Ya se tiene la educativa con las leyes reglamentarias, falta la ley reglamentaria de la reforma de las telecomunicaciones y la financiera.

Falta todavía que el Ejecutivo envíe al Congreso la reforma hacendaria y que se discuta y apruebe la ley energética ésta si ya en poder del Legislativo. Falta también, ahora se discuta en mesas en el Congreso, la reforma política.

En su visión el país tiene 120 días, los que quedan de este año, para que el 2013, su primer año de gestión, “sea recordado como un año de grandes transformaciones. Un año en que México se atrevió a despegar”.

Ante la duda de que la Presidencia esté decidida a ir hasta el final, con los costos que eso implica, en la aprobación de las reformas sostuvo que él respeta los derechos de todos, pero está decidido a “usar todos los instrumentos del Estado democrático para impulsar la transformación” que reclama la gran mayoría de la ciudadanía.

Sin duda que una buena parte de los cambios que requiere el país no son los únicos, están asociados a la aprobación de las reformas planteadas. Algunas de éstas tienen más de 20 años de retraso. Es cierto que urge su aprobación e inmediata aplicación.

El informe, que mantuvo un tono moderado, siguió siendo un mensaje, en línea con el discurso de toma de posesión del pasado 1 de diciembre, de lo que se debe de hacer en el futuro próximo, a partir de que se tengan las reformas, y no de realizaciones. El Gobierno queda a deber.

 

Se cuidó reconocer la labor de los senadores y diputados. Los problemas que ahora enfrenta el Gobierno se dejaron de lado y sólo fueron tratados tangencialmente. Hubo uso excesivo del aplauso por parte de los asistentes. El Presidente, ahora más que antes, liga el futuro de su gobierno a la aprobación de las reformas.

Twitter: @RubenAguilar



DEJA TU COMENTARIO

Ingresa datos requeridos(*) Código Básico HTML Habilitado

¡Síguenos también en las Redes Sociales!

TwitterFacefooter

twitter Facebook