Screen

Profile

Direction

Menu Style

Cpanel

21Agosto2017

Edición No. 233 Del 19 al 25 de Octubre de 2015

Mucho se ha insistido acerca de la importancia de la ciencia y tecnología para el desarrollo de un país determinado. La creación de conocimiento, así como su adecuada divulgación juegan un papel primordial en el proceso económico de las naciones; pues aumenta su competitividad, y por ende las oportunidades de progreso social. A finales del 2012, la publicación norteamericana “Discover” dio a conocer cuáles eran los principales hallazgos científicos del año; y planteó una descripción de cómo estos fueron concretados. En la mayoría de ellos, existe un proceso común tanto del Estado como de la comunidad científica para que fueran concretados. Son casos de éxito que vale la pena conocer, en especial porque la nueva estrategia de ciencia y tecnología de México fue planteada hace apenas unos días por el Presidente Enrique Peña Nieto.

“Discover” es la principal publicación de ciencias para la audiencia general en el mundo. Sus editores tuvieron el talento de hacer de la ciencia un tema de interés general. Lejos de las revistas con complejos artículos de investigación, “Discover” plantea temas desde una óptica cercana al lector. Noticias e historias en salud y medicina, astronomía, paleontología, genética, biología, física, espacio, y futurología; así como entrevistas y datos curiosos, integran una impresión mensual exitosa y con marcado arraigo en su género.

En la edición citada en líneas anteriores, “Discover” presenta 100 historias que cuentan los alcances para redefinir el contexto de la investigación actual. De entre ellos, el más importante fue presentado por su editor en jefe, Corey Powell quien afirma que el 2012 trajo quizás el descubrimiento científico más importante de la historia, en referencia al Bosón de Higgs, la llamada partícula de Dios. Narra cómo tras una inversión multibillonaria, 5 mil físicos lograron, tras décadas de trabajo, responder la pregunta de cómo se da origen a la materia, y por ende, del todo. Pero no fue ésta la única nota relevante. “Discover” también presenta extensos reportajes acerca del Robot Curiosity actualmente en misión en Marte, sobre un nuevo mapa para detectar todas las bacterias en el cuerpo humano; la explicación de diversos desastres naturales alrededor del orbe; la nueva modalidad de inversión privada para poner en ruta satélites espaciales, los nuevos robots controlados por la mente humana; más de 100 nuevos planetas (en el que uno podría estar constituido totalmente de diamante); coches que se manejan a sí mismos; un estimulador de la espina dorsal que puede ser una alternativa contra la parálisis, y hasta nuevos animales y dinosaurios emplumados integran la copiosa lista. 

En casi todos estos magníficos hallazgos, se detallan trayectorias de cooperación entre científicos internacionales, planes a largo plazo, así como una inversión significativa y bien focalizada por parte de autoridades y la iniciativa privada que creen plenamente en un capital humano bien preparado, así como en la importancia política, científica y social de los proyectos que desarrollan.

“De cara al nuevo milenio, será la innovación, la ciencia y la tecnología lo que determinará el rumbo de un país. Hoy nosotros investigamos y trabajamos, pero todos recogemos los frutos en el mediano y largo término” afirmó para “Discover” Jesse Jenkins, analista de energía en el M.I.T, ligando los avances referidos con una visión de progreso social. 

Como economía emergente, México no puede escapar de esta dinámica. Sin embargo, el diagnóstico no parece alentador. Actualmente ocupamos el lugar 79 de 141 en el ranking mundial de patentes e innovación. Y tenemos el último lugar en inversión al rubro de ciencia y tecnología dentro la OCDE. Quizás con ello en mente, el presidente Peña Nieto presentó la nueva estrategia en la materia, a la que llama una prioridad de su administración. A la designación del Dr. Enrique Cabrero, destacado académico en ciencias sociales, como director general del Conacyt, se suma un incremento de casi el 20% a la inversión en esta materia, con relación al año anterior en el presupuesto de egresos. 

Además de estas medidas inmediatas, se contempla una ruta crítica de trabajo encaminada a triplicar esa inversión en 10 años, desarrollar planes regionales para el avance tecnológico, fortalecer el sistema nacional de investigadores, e incorporar la participación de la iniciativa privada en estos esfuerzos. Es esta la línea de acción que han seguido las naciones líderes en la materia. Parecen pasos encaminados en la dirección correcta, y la estrategia ya es considerada como un acierto del naciente gobierno por parte de la comunidad científica. Y quizás en un futuro próximo los científicos mexicanos y su trabajo aparezcan como las grandes noticias del año en la revista “Discover”. Soñarlo es el primer paso…



José Ángel Rodríguez Canales

Soy originario de Saltillo Coahuila. Como muchos saltillenses, curse mi bachillerato en el Colegio Ignacio Zaragoza. Al terminar la preparatoria, decidí estudiar para Licenciado en Derecho en la prestigiada Facultad de Jurisprudencia de la Universidad Autónoma de Coahuila. Mi máximo orgullo es haberme recibido de esta institución con Mención Honorifica. Como estudiante recibí la Presea “Juan Francisco García Cárdenas” al Merito Académico por parte del Consejo Directivo, en el año del 2003. Fui vicepresidente de la Sociedad de Alumnos “Antonio Caso”, organizador de Congresos Nacionales, Seminarios Políticos, y Coordinador Estudiantil de los festejos del 60 aniversario de esta Facultad. Estudie una Maestría en Derecho Público Comparado en la Universidad de Duke en los Estados Unidos. En dicha institución me impartió la cátedra “Políticas del Congreso” el entonces Senador y ahora Vicepresidente de los Estados Unidos, Joe Biden. Mis maestros y compañeros me distinguieron como Orador Principal en la ceremonia de Graduación de la Generación 2006 de Licenciados, Maestros y Doctores en Derecho. Tuve la oportunidad de estudiar un Postgrado en Administración y Políticas Públicas, con especialidad en estudios comparados por la London School of Economics and Political Science, en Londres Inglaterra. En esta reconocida Universidad fui Coordinador de la XII Semana Mexicana, así como Secretario de la Sociedad de Estudiantes Mexicanos en Londres. Recibí mi título en Noviembre del 2009 con Mención de Alto Merito. Soy catedrático en la Facultad de Jurisprudencia de la Universidad Autónoma de Coahuila. He impartido los cursos Técnicas de Estudio para estudiantes de Derecho, Sistemas Jurídicos Contemporáneos, Derecho Americano y Canadiense, y Derecho Romano. Escribo los domingos en Zócalo Saltillo la columna Sobre La Marcha, donde pretendo dar una opinión sobre temas de coyuntura nacional e internacional. Ojalá disfrutes mis artículos y espero tus comentarios en j.a.rodriguez-canales@lse.ac.uk Gracias y buena suerte!

DEJA TU COMENTARIO

Ingresa datos requeridos(*) Código Básico HTML Habilitado

¡Síguenos también en las Redes Sociales!

TwitterFacefooter

twitter Facebook