Screen

Profile

Direction

Menu Style

Cpanel

19Noviembre2017

Edición No. 233 Del 19 al 25 de Octubre de 2015

GOBIERNOS

Por: Jorge Luis Núñez Aguirre.

Notario Público No. 97, Presidente de Juventud Juarista y Subdirector de Nuestra Revista.

La semana pasada se festejó como cada 23 de mayo el día del estudiante, así que decidí redactar mi artículo en relación a tan importante sector de la población como lo es el estudiantil.

 

Sin duda, podemos poseer muchos bienes a lo largo de nuestra vida, pero seguramente ninguno tan útil como la educación, de ahí que sea fundamental para todo ser humano contar con esta herramienta que será la más importante para el logro de todas nuestras metas.

 

Hoy México requiere de estudiantes que vean en el aula una vital oportunidad para aprender a ser un ciudadano útil, reproduciendo además los conocimientos para la mejora continua de los habitantes de nuestro país; para México es urgente contar con jóvenes comprometidos con su escuela, con su comunidad, con su tierra y con todo nuestro país, ya que es importante tener estudiantes que se encuentren en constante preparación y que dediquen su tiempo a estudiar, a leer, a consultar y a discutir ideas académicas que resulten en un beneficio claro para nuestra patria.

 

Necesitamos estudiantes que sean agradecidos con sus padres o con quienes les otorguen respaldo y apoyo durante su vida estudiantil, que sean agradecidos además con sus maestros, solidarios con sus compañeros estudiantes y que se manifieste esa gratitud colaborando con aquellos que aun no han tenido la posibilidad de ser buenos estudiantes por alguna falta de oportunidad.

 

Los estudiantes deben de encontrar en la academia el principal centro de conocimiento, aprovechar en su máximo nivel la cátedra que imparten los maestros, los libros que se encuentran en las escuelas y el intercambio de conocimientos con los compañeros estudiantes.

 

Por otra parte y reiterando que el principal deber del estudiante no sólo es estudiar, sino ser un excelente estudiante, debemos afirmar también que resulta fundamental en la vida académica participar en las actividades tendientes a encontrar una mejora continua de este tan importante sector; es interesante para el sector estudiantil participar en la vida política de las universidades, haciéndolo de una manera pura y limpia, practicando una política universitaria siempre con el objetivo de mejorar la condición del estudiantado, de los maestros, del personal administrativo, del personal manual, en suma la actividad política en la universidad debe ser un escenario importante para además de obtener conocimientos y buenas calificaciones, engrandecer nuestras universidades, participando como líder estudiantil.

 

Los liderazgos de los estudiantes, al momento de egresar de la universidad deben tener una buena enseñanza de su paso por la política universitaria y convertirse en actores importantes ahora en la vida política, económica, académica, laboral, y social de la comunidad en donde vivimos; esto debe ser una muestra más de gratitud a la oportunidad que tuvimos en su momento de ejercer un liderazgo dentro de la academia.

 

Debemos tener presente en todo momento nuestro paso por las aulas, más aun si ese paso además de excelencia académica trajo consigo cargos de representación estudiantil.

 

Este servidor que hoy redacta tiene muy presente su paso por las aulas, todas ellas escuelas públicas y de excelente calidad, desde la escuela primaria en la Héroes de la Independencia, la escuela Profesor Vicente Valdés Valdés, pasando por la escuela secundaria del Estado General Andrés S. Viesca, siguiendo por el Ateneo Fuente y concluyendo mis estudios profesionales en la Facultad de Jurisprudencia de la Universidad Autónoma de Coahuila; recuerdo con gran aprecio y gratitud a todos mis maestros, comenzando por quienes me enseñaron a leer y a escribir, continuando por quienes me hicieron un buen profesionista y terminando con dos profesores de primaria quienes han sido y seguirán siendo mis maestros permanentes, me refiero a mis padres.

 

Con profundo agradecimiento y gran cariño tengo presentes a mis compañeros estudiantes, ya que de las últimas tres escuelas que menciono, en dos de ellas ocupe el más alto cargo político al que un estudiante aspira y que es representar a todo un estudiantado como presidente de la sociedad de alumnos, gracias a la confianza y respaldo de muchos estudiantes ya que estos cargos estudiantiles me permitieron por primera vez servir a una comunidad, en este caso a la comunidad que representaron mis compañeros estudiantes, despertando en mí la pasión por el servicio, actividad que en mi vida profesional ha resultado y sigue resultando además de un deber una felicidad.

 

He tenido la valiosa oportunidad de impartir cátedra de derecho ahora en mi vida profesional y a los estudiantes les digo:

 

La responsabilidad del estudiante además de estudiar, es aprender a ser buen ciudadano.



DEJA TU COMENTARIO

Ingresa datos requeridos(*) Código Básico HTML Habilitado

¡Síguenos también en las Redes Sociales!

TwitterFacefooter

twitter Facebook